La Jiribilla
Año XII. La Habana, Cuba
794
24 de Septiembre al 30 de Septiembre del 2016

JIRI-COMUNIDAD

La Jiribilla en Twitter La Jiribilla en Facebook La Jiribilla en Youtube La Jiribilla en Flickr
Suscribirse por correo RSS Sitios Web recomendados Que es la Jiribilla

ANTERIORES

n.793
HEMEROTECA >>>

Un histrión llamado José Antonio

Su muerte nos cogió desprevenidos, sobre todo por la triste circunstancia de que ya hacía bastante tiempo que sus condiciones de salud no le permitían seguir ejerciendo el oficio que lo había consagrado en todos los escenarios y no le veíamos con regularidad.

.......................................................................

“A todo el que pasó por Los 12 esta experiencia le sirvió para progresar en su carrera, porque uno sale con otra visión, más adelantada, más profunda. Fue un proceso importante de búsqueda, de verdadera experimentación”.

.......................................................................

Verónica Lynn

Indira R. Ruiz

Siempre pienso en José Antonio como un actor que aportaba mucho a sus personajes, pero siempre muy respetuoso de la dirección, que es también un elemento importante dentro de la creación escénica.

.......................................................................

En los actores hay algo demoníaco. Van sajando de sí como pozos sin fondo, van llenándose de otros. La actuación es un rejuego hermoso y macabro que José Antonio sabía perfilar, sabía insuflar a los demás, sabía tirar del hilo hasta lograr la tensión mayor, y lo soltaba, justo antes de que se quebrara.

.......................................................................

Diálogo con Roberto Gacio 

“Fue, sin cuestionamiento alguno, uno de los mejores actores de la segunda mitad del siglo XX. Reunía, como pocos, la capacidad de interiorizar cualquier personaje; una voz propia de portentosa calidad; y unas habilidades físicas para asumir caracterizaciones extremas”.

.......................................................................

Desde mi balcón lo imagino muy joven, sentado frente al micrófono de un estudio de radio, con su voz saliendo al aire y su cuerpo vibrante, deseoso de acompañar esas palabras en el misterio infinito de la actuación. Lo imagino muchos años después, diciendo que “la radio da la plenitud que debe tener un actor”.

.......................................................................

De camino a la antigua escuela de curas Hermanos Maristas, en La Habana, un niño iba todos los días relatando historias para entretener a sus amigos durante el largo viaje; soñaba con ser actor y creaba sus propios cuentos de pistoleros, interpretados, además, por él mismo.

.......................................................................

Con este debut, nuestro actor de siempre, ya se anunciaba como uno de los grandes de la cinematografía cubana, construyendo durante toda su carrera artística una labor de sensibilidad y el talento.

.......................................................................

No fue el medio que más frecuentó, pero, sin lugar a dudas, en la televisión dejó su huella más extendida por el alcance nacional de la pequeña pantalla. Para muchísimos cubanos José Antonio Rodríguez seguirá siendo el Melquiades de Doña Bárbara y el Rigoletto de Las impuras.

.......................................................................
.......................................................................
 
 
El Mundo (España)

ESTADOS UNIDOS - Podría afectar a la seguridad nacional

EE.UU. concede la ciudadanía por error a más de 800 inmigrantes

La relación entre el ser / y el pensar no es importante. / El hombre tiene bastante / con el morir y el nacer. / Nadie puede resolver / un problema que no existe.

El Mundo (España)

“Es una constante batalla y necesitaremos aún más recursos que aquellos y yo los he pedido”    
N.E.: Cosecha de huracanes

José López Santander

Jaime se detuvo ante el cartel lumínico del bar donde trabajaba. Bastaba pasar por el lugar para ser atrapado por la curiosidad de lo nuevo y atractivo. Se sintió feliz.