Reinauguran el Salón Rosado, un regalo de Artex a La Habana en sus 500

Thalía Fuentes Puebla
14/11/2019

El Salón Rosado Benny Moré de la Tropical es uno de los escenarios más importantes de la cultura popular de Cuba. Por su escenario han pasado todos los grandes de la música, desde Arsenio Rodríguez, “el ciego maravilloso”, y su conjunto; Arcaño y sus Maravillas, hasta Van Van, Carlos Varela y Kelvin Ochoa, entre otros.

Los maestros Cesar Pupy Pedroso y Adalberto Álvarez, cortaron la cinta de reapertura del Salón Rosado de la Tropical Benny Moré. Fotos de la autora
 

Este miércoles, en vísperas de celebrar los 500 años de La Habana y como parte de las 27 obras reinauguradas por Promociones Artísticas y Literarias Artex en el marco de los festejos, los maestros Cesar Pupy Pedroso y Adalberto Álvarez, cortaron la cinta de reapertura del Salón Rosado de la Tropical Benny Moré.

Esta institución cultural ubicada en la barriada capitalina de La Ceiba, dentro del municipio de Playa, brinda servicios de promoción cultural, exposiciones de artes plásticas; así como servicios gastronómicos, ofertas que complementan su principal objetivo: ser escenario para la presentación de las agrupaciones musicales de primer nivel de convocatoria, dentro del panorama nacional.

Los trabajos de rehabilitación integral del “Salón más musical de América Latina” contaron con la premisa de conservar la elegancia y funcionalidad del lugar. Por ello, las principales trasformaciones estuvieron dirigidas a eliminar un grupo de elementos que se fueron agregando de manera desordenadas, sin tener presente la magnitud del espacio.

A decir de Eladio Marrero Florido, presidente de Artex, después de dos meses y 14 días de trabajo abre las puertas un sitio emblemático de la cultura cubana. “Era un pretexto para impulsar un grupo de tareas que veníamos haciendo. Este salón de los bailadores se propone una mejor calidad en los servicios y una programación más acorde a la música popular.”

El proyecto tuvo una primera inauguración en el año 2018, con la remodelación del Patio Rosado, que además de servir para el ensayo de orquestas emblemáticas cubanas, es un nuevo lugar que presta servicio al público. El Salón Sabroso, colindante con el escenario, también tuvo su apertura este miércoles.

La segunda y última etapa se inició en septiembre de este año, con trabajos de reparación capital del escenario, cabinas de audio y referencia, baños, cocina y salones, incluyendo dos nuevos bares, la sustitución de la cubierta ligera agregada por una tensoformit sobre el VIP, que aporta distinción y sombra, sin competir con la arquitectura propia del lugar.

“Las paredes de este sitio cantan y el piso tiembla solo de pensar la historia musical del Salón Rosado de la Tropical”, aseguró Adalberto Álvarez.  Asimismo, insistió en la necesidad de que se sepa manejar y orientar al público sobre las nuevas propuestas. “Lo primero es rescatar el baile en pareja”.

El acto de apertura contó con la presencia de Luis Antonio Torres Iribar, Primer Secretario del Partido en La Habana, Reinaldo García Zapata, presidente de la Asamblea Provincial del Poder Popular y Guillermo Solenzal Morales, viceministro de Cultura. 

Estuvieron presentes Luis Antonio Torres Iribar, Primer Secretario del Partido en La Habana; Reinaldo García Zapata, presidente de la Asamblea Provincial del Poder Popular y Guillermo Solenzal Morales, viceministro de Cultura. 
 

Además de reconocimientos a los partícipes en la ejecución del proyecto, recibió la condición de Distinguido de la Cultura el colectivo de trabajadores del Salón Rosado y fue develada la tarja por el 500 Aniversario de La Habana.